Guayaquil, dos semanas y un día

Imprimeix

La perimetral permanece inmutable, la vida sobrevive el día a día. Lo que me choca , es como parece ser que las organizaciones privadas son las únicas que logran hacer algo por ls necesitados. Si lo pienso fríamente en Europa es igual, bueno con la única diferencia que hay mayor cobertura social.
Pero en Guayaquil , al menos hablo de la zona que veo , el esfuerzo de estas organizaciones levantan tímidos atisbos de esperanzas en estas gentes.
Cambiando de tercio. Todavía suscito cierta novedad en Hogar de Cristo, pero eso se acaba, por suerte para mi. Tengo que comentar que casi todo son mujeres y yo que me había prometido estar a pan y agua. El Señor, Maestro Yoda cuando envía penitencias las envía de menú Cheeseburger completo ja ja ja …..
En hogar de Cristo me han ubicado en Capacitación y Formación, aunque estaré también con micro créditos. Todavía no se cual ha de ser mi tarea.
Lo que me deja boquiabierto ,es la amabilidad con la que le tratan a uno, sobre todo por que es algo natural la manera en la que uno es tratado. Este punto me recuerda que de donde vengo quizás nos estemos volviendo más impersonales en las relaciones con los demás.
De momento me han metido en dos grupos de trabajo. Uno de Violencia intrafamiliar y otro de diseño de un Centro artesanal. La verdad es que me agrada que mi modesta opinión pueda ser tenida en cuenta, aunque todavía es pronto para emitir ningún juicio de valor. Simplemente observo y comento algo he de recordar que son ellos quien tiene el saber hacer.
Aún estando en estos dos grupos de trabajo , tengo la impresión y la sensación de ser deficitario. De momento paciencia hasta que me definan las tareas a realizar. Deberé ser como Telémaco, ser paciente hasta que llegue el momento.

Las licencias poéticas que me han venido a la cabeza son 2:

-Escoger la pastilla azul o la roja de Matriz, los Volveros ya sabrán cual es. La he recordado pq me ha hecho reflexionar que el proceso de aprendizaje es largo aun escogiendo la pastilla correcta.
-La otra escena es pura poseía visual y se la debemos al gran David Lean. La escena no es otra que el fundido de la cerilla con el sol del desierto de la película Lawrence de Arabia. La escena me muestra que el proceso de inmersión puede ser intenso y debe ser progresivo hasta acabar fundido con el entorno que le rodea.
Por cierto ya soy un poco más guayaco que ayer. Por fin me he empadronado.
También lo que he decidido lo largo de estos días, es volver a realizar el Camino de Santiago pero a pie. A ser posible con un padawan y así saborearlo mejor, mientras se comparte. Todo se andará